Hno Hervé : «Debemos darnos la mano para vencer este mal y sembrar alegría.»

En un momento en que las realidades sanitarias continúan sacudiendo fuertemente la vida del mundo, el Hno. Hervé Zamor, Superior General de los Hermanos de la Instrucción Cristiana – La Mennais, presenta aquí un panorama general reaccionando sobre las dificultades de todo orden y las alegrías vividas en la Congregación y en la Familia menesiana, a la luz de las realidades de los colegios, de los centros educativos y de las comunidades. Unas palabras fuertes, de verdad, que ponen el acento en las razones de tener confianza. ¡Leedlo si queréis ser estimulados positivamente!

Crisis sanitaria. «¡Dejemos el individualismo! Pongámonos en acción juntos»

« Para los jóvenes, los Hermanos, nuestras familias, esta crisis es un llamamiento a una solidaridad fundamental. Las situaciones varían de un país a otro y esto cambia a diario. Debemos darnos la mano para vencer este mal y sembrar alegría. Cada uno haciendo su parte, todos podemos rechazarlo estando atentos al otro, respetando los gestos barreras y cuidando a los enfermos.

¡Esto ayuda a que el mundo deje el individualismo que mata al otro y nos mata a nosotros mismos! Necesitamos romper esta realidad con solidaridad, compasión, atención yel lugar ideal para vivirla son nuestras comunidades, nuestros colegios.

Eduquemos a la solidaridad en nuestras escuelas y comunidades. Aquí en el liceo  Sto Athanase, Marquesas.

Encuentro delos Hermanos del Districto Divina Providencia – Argentina, Uruguay, Chile y Bolivia.

Animadores de la asociación educativa Estival, Francia.

Eduquemos en esta solidaridad positiva y unámonos todos juntos para superar esta crisis. A esto llamo yo a cada uno. ¡Démonos la mano para ganar esta batalla!»

Unas obras se cierran, pero se abren nuevas páginas. ¡ Aquí está la vida!                                  

En los momentos difíciles de su historia, la Congregación ha sido muy misionera. Si dejamos Walsh University en los Estados Unidos, y cerramos escuelas en Derval -Francia, en Southampton – Inglaterra, comunidades en Hennebont – Francia, la casa de Castelgandolfo en Italia… ¡No nos detengamos en el número de obras o en los edificios! Lo primordial es la fidelidad de cada Hermano a su vocación.

Miremos al mismo tiempo lo que se vive en otras partes: La llegada de un postulante en México, la apertura de una nueva comunidad en Kenia y de otras dos en Uganda, el proyecto de una tercera comunidad en Indonesia: ¡La vida está ahí!                                                 

El Hno Hervé en medio de los niños para sembrar la alegría!

Recuerdo a menudo esta imagen del Hno. Merino, antiguo Asistente. “Cuando los pozos están secos, hay que ir a otro lugar para cavar otros. Es la voluntad del Señor. La esterilidad llama a fundar. Es atravesar la muerte para resucitar. El grano que muere brota en otra parte dando fruto. Los caminos del Señor pueden estar llenos de misterios. Se puede pensar que todo ha terminado, es el icono de María e Isabel. Es nuestra vida.»

Proyectos de fundación misionera

Los Superiores mayores, traductores y colaboradores, reunidos via zoom.

En nuestros encuentros a través de zoom con los Superiores Mayores de las Provincias y Distritos de la Congregación, hemos continuado nuestra reflexión sobre los proyectos de fundaciones misioneras, teniendo en cuenta, por supuesto, las realidades sanitarias. Recuerdo que nuestro proyecto es favorecer de aquí a 2024 la fundación de una nueva implantación en cada continente.

Los mimbros del Consejo general. De izquierda a derecha : los HH Jean-Paul PEUZE, 1er Asistente, Miguel ARISTONDO, Asistente, Hervé ZAMOR, Superior general, Vincent SSEKATE, Asistente.

Por el momento, en lo que respecta a Asia, se ha realizado una visita de reconocimiento a Timor Leste, el país más pobre del continente. Los contactos son alentadores. Otros contactos están llegando a Vietnam.

En cuanto a África, se ha realizado una visita al norte de Ghana y contactos con Burkina Faso. Todo esto requiere discernimiento. La futura conferencia de África será un foro importante para ello.

En cuanto a Europa y América, también estamos reflexionando, con una perspectiva menos cercana.»

Laicos asociados en la Congregación: la Iglesia da un nuevo aliento.

«La Iglesia anima a los laicos que sienten una llamada a asociarse a la Congregación y a caminar con ella. Es el sentido del decreto vaticano que acaba de publicarse y que ha aprobado los Estatutos de la Asociación «Laicos Asociados Menesianos». Es una confirmación de los lazos con los Laicos.

Con esta aprobación, la Iglesia dice claramente que es un camino de santidad para los laicos que quieren emprender la vida según la espiritualidad de Juan María de la Mennais. Invita a desarrollar unos lazos fraternos y a vivir esta pertenencia como una vocación.

La Iglesia señala un camino y anima a dar un paso para aquellos que lo deseen y quieran ir más lejos. En resumen, dice a los Hermanos: Habéis recibido un don y los Laicos pueden compartirlo y hacerlo fructificar.

Este decreto, en concreto, no cambia nada, es la confirmación de un proceso. Frente a los posibles riesgos de girar en círculo, se propone un itinerario. Todo el mundo sabe a qué se compromete para ir más lejos. Esto favorecerá el crecimiento.

Asemblea de la Familia menesiana. Aquí, en Auray, en la Capilla del Padre Eternal, 2015.

Atención, por lo tanto la Familia Menesiana no se reduce a los Laicos asociados, y no es una promoción cualquiera, ¡es un camino! Y los Hermanos que acompañan a los Laicos hacen el camino juntos, queremos vivir «en modo Familia menesiana», hacemos camino con ellos.

En Haití, por ejemplo, he conocido los inicios de la Familia menesiana- Había  cierta desconfianza o temor. Poco a poco, muchas cosas han cambiado en la vida de los Hermanos y de los Laicos, pues contamos los unos con los otros. »

«Rezar a María»: un regalo a la Familia menesiana con ocasión de los 200 años

«Nosotros- el Consejo general, aquí reunidos con el Hno Hervé ASSE, Secretario general – hemos deseado hacer un regalo a la Familia menesiana.»

Nosotros – el Consejo General – queríamos dar un regalo a la familia menesiana. Me pregunté: ¿qué regalo habría dado Juan María de la Mennais a sus hermanos? Habría ofrecido a María a sus hermanos. Es nuestra Madre, nuestra Patrona. Con el Consejo decidimos entonces ofrecer a María en forma de librito. Es una ocasión para animar a los hermanos y a los laicos a acoger a María en su casa.

María es un modelo de entrega total, los Hermanos están consagrados a María. Es una ocasión para reavivar el amor de la Virgen. Siempre me ha impresionado la fidelidad de muchos Hermanos a María. Esto me conmueve mucho. Ir a Jesús por María.

Creo mucho en la sencilla oración del rosario. Recitarlo cada día es como regalarle rosas a mi madre. Yo sé que María es para muchos  todo lo que vivimos con confianza hoy. Ella nos conduce a Jesús. »

Recogido por Michel Tanguy, director de la información.